jueves, 16 de noviembre de 2006

Asumir el cupo de un médico en vacaciones debe pagarse


Un juzgado de Jaén ha condenado al Servicio Andaluz de Salud (SAS) a pagar a un médico las cantidades devengadas por haber asumido el número de cartillas de un colega que estaba de vacaciones.El Juzgado Contencioso-administrativo número 2 de Jaén ha admitido la reclamación de un médico de atención primaria que exigía el pago de 2.175 euros por haber asumido durante julio, agosto y septiembre de 2005 el cupo de un colega que estaba de vacaciones.El Servicio Andaluz de Salud (SAS) se opuso a la petición del médico al entender que el pacto de 13 de junio de 2005, firmado con los sindicatos, no tiene por objeto retribuir al personal del equipo de atención primaria por acumular el cupo de otro facultativo ausente por vacaciones, sino la incentivación económica para el supuesto de asunción de cupos por falta de profesionales en la bolsa de trabajo.La resolución judicial, que acoge los argumentos de Juan Miguel Aparicio, abogado del facultativo de atención primaria, considera acreditado que durante 29 días el facultativo asumió las cartillas del médico que se encontraba de vacaciones y que no había sido sustituido.Espíritu del acuerdoEn cuanto a la interpretación del acuerdo de junio de 2005, el fallo recuerda que dicho pacto tiene por objeto "fijar la incentivación económica para el personal sanitario licenciado y diplomado del ámbito de atención primaria que, por insuficiencia o imposibilidad de cobertura de ausencias en periodos de vacaciones estivales, asuman un cupo adicional".En este punto el juzgado de Jaén matiza que la absorción de las cartillas del compañero no supone "que se tenga que realizar la totalidad de las funciones del puesto de trabajo del otro profesional, pues su finalidad es garantizar la cobertura de la asistencia sanitaria".Además, las consecuencias económicas del acuerdo "eran de aplicación a las vacaciones estivales de 2005, siendo compatible ese incentivo con el hecho de que al médico se le abonan también los complementos por tarjetas ajustadas por edad, factor consultivo y horario".Por último, la sentencia del juzgado de lo contencioso no admite el argumento de la Administración andaluza sobre la cuantía que debe abonarse, pues frente a los 25 días que defiende el SAS, el fallo admite que el periodo acumulado por el facultativo fue de 29 días, tal y como consta en el expediente, por lo que le corresponde un total de 2.175 euros.Otras razones de pesoEl derecho del médico a cobrar por la asunción de los pacientes de otro colega ya ha sido admitido por otros juzgados de primera instancia, aunque la peculiaridad de la sentencia de Jaén es que la acumulación se había producido porque otro facultativo estaba de vacaciones.Otro de los casos que sobre esta cuestión analizó un juzgado de Oviedo hacía referencia a un médico de atención primaria que atendía las cartillas de otro porque la Administración se las había asignado por ausencia de su titular.El Juzgado de lo Social de Mieres, en Asturias, reconoció que de no abonarse al médico ese cupo acumulado se estaría produciendo un enriquecimiento injusto por parte de la entidad gestora. Es decir, "el empresario se aprovecharía de los frutos del trabajo de forma irregular y sin que el trabajador obtuviera la correspondiente compensación económica".El fallo interpreta la literalidad de un pacto suscrito por la entidad en 2005.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada