jueves, 22 de septiembre de 2011

¡Ascitis a tensión, que cosas!

En esta guardia me avisa a domicilio un paciente jóven ya conocido con cirrosis hepática, porque se le "ha reventado la barriga". Por supuesto es una prioridad 1.

Nos acercamos con nuestro vehículo al domicilio, me encuentro a un paciente jóven bastante deteriorado físicamente, consciente de su situación clínica, sentado en una silla de nea y le está saliendo un chorro a tensión por un agujero sobre una hernia umbilical, que cae sobre un cubo casi lleno (unos 10 litros), al lado hay un perro de raza doberman que no me deja casi hablar. Una vez controlado el perro, exploro al enfermo pero éste me interrumpe diciendo que sólo quiere que le certifique los lítros de líquido ascítico para cuando llegue al hospital que le repongan la albúmina adecuada, no quiere sueroterapia y decide antes del traslado al hospital ducharse. Evidentemente el paciente conoce su situación, y ademas se enfada si le insisto en otro procedimiento.

Cirrosis hepática. Ascitis



1 comentario:

  1. ...incluido el tirón de orejas del conductor jejeje...todo me pasa a mi!!

    ResponderEliminar